Clásico: San Lorenzo buscará el sub, pero Atlético tiene “doble” ánimo

El Canario y el Cuervo cerrarán el torneo Apertura con un clásico solo por el honor, aunque con el Atle estimulado no sólo porque su vecino quedó fuera de la lucha, sino también porque disminuyeron las chances de que El León quede a solo un título de su récord como campeón histórico de la Liga Madariaguense.

noticias@gesell.com.ar | El primero de los dos torneos anuales de la Liga Madariaguense llegará a su fin el próximo fin de semana con una nueva edición del derby geselino. Con Atlético y San Lorenzo fuera de la lucha por el título, el clásico más fuerte del torneo (incluso más que el de Madariaga, que también se jugará en esta fecha) no ofrecerá más que una lucha por el honor. Lo cual nunca es poco, claro.

El Canario arrancó el torneo muy mal con tres derrotas difíciles que lo dejaron fuera de carrera muy temprano y antes los equipos que justamente pelearon por el título hasta el final: San Vicente, El León y Juventud Unida. El Cuervo, en cambio, tuvo un inicio trepidante con seis victorias al hilo (varias goleadas) y se mantuvo en la punta un largo tramo.

Todo aquello presagiaba un clásico geselino con San Lorenzo buscando ganar en el Carlos Idaho Gesell para dar la vuelta olímpica. Una postal que hubiese sido histórica y de alta justicia poética: el elenco de La Carmencita hizo un campañón en un torneo muy peleado. Pero, entre tamaño nivel de competencia, pagó caro los pequeños traspiés. Concretamente, tres partidos claves en los que comenzó ganando pero se le escaparon: la derrota ante San Vicente, el empate con El León y la reciente caída ante Valeria (resultado que finalmente lo marginó de la pelea).

Si bien San Lorenzo aún conserva la posibilidad de terminar subcampeón, este nuevo escenario achica en cierto punto la brecha de expectativas entre ambos equipos porque le da nuevos alientos a Atlético. En principio, porque el Canario se libera de la presión de enfrentar a un equipo que busca salir campeón.

Pero, además de eso, los resultados del fin de semana dejaron mejor posicionado a San Vicente, quien saldrá campeón apenas empatando con Valeria. El León, en tanto, necesita ganarle a Juventud y además que el elenco pinamarense pierda, resultados que forzarían a una final desempate entre ambos. El Zorrino corre entonces con desventaja para sumar otra copa y quedar a una de las 18 de Atlético, el máximo campeón histórico de la Liga Madariaguense.

Según un relevamiento de la propia LMF, la del próximo domingo será la edición número 75 del clásico geselino. El primer partido “oficial”, según los registros de la Liga, data de 1977, ocasión en la que San Lorenzó ganó por 1-0. Actualmente Atlético aventaja a su rival con 27 victorias sobre 18, aunque el resultado más repetido del historial es el empate, con 29.

Es costumbre de los últimos años que el clásico geselino quede para la fecha final del torneo. La alternancia entre San Vicente y El León de estos tiempos despoja al derby del carácter definitorio:  Atlético ni San Lorenzo no juegan por el título ni por nada más que “el honor”. Una etiqueta que algunas veces queda grande (entregando tremendos bodriazos), pero que en otras tantas estimula partidos vibrantes. Sin ir más lejos, el último: el Cuervo ganó 4-0 y empató la máxima goleada histórica del derby, establecida por el Canario con su recordado 6-2 de 2015.

FOTO: EL DEPORTIVO LA VILLA